La SPbPU celebró el festival "Abre tu corazón a Rusia" en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

1 diciembre 2017
215
 

Hoy en día es necesario fortalecer la confianza y la cooperación entre los países, por lo que la difusión del idioma ruso actúa como un imperativo. El ejemplo vivo de este enfoque es la colaboración de la Universidad Politécnica de San Petersburgo Pedro el Grande con las instituciones de educación superior del Reino de España. "Abre tu corazón a Rusia", bajo este nombre se llevó a cabo una serie de eventos educativos y culturales organizados por la SPbPU en Madrid durante tres días. A pesar de que los eventos comenzaron en la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), el sitio principal fue el Centro Ruso de Ciencia y Cultura en Madrid (la oficina de representación de Rossotrudnichestvo).

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

Antes de comenzar el evento, se celebró una reunión de trabajo de la delegación de la SPbPU con el director de la representación de Rossotrudnichestvo, consejero de la Embajada de Rusia en España, Eduard Sokolov. Él expresó su agradecimiento a la dirección de nuestra universidad por la activa colaboración con el Centro Ruso de Ciencia y Cultura, una de cuyas tareas importantes es fortalecer las relaciones ruso-españolas en el ámbito cultural y humanitario, y también "por la amistad y el trabajo efectivo".

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

El primer secretario de la Embajada de Rusia en el Reino de España, Sergey Bondarenko, en nombre del embajador de Rusia en España Yuri Korchagin, dio la bienvenida a los participantes y agradeció a los organizadores del festival de la lengua y cultura rusa. Él notó que el conocimiento de la lengua es de gran importancia en las relaciones entre los estados y juega un papel importante en el sentido más amplio, permite a los estados y a sus representantes a fomentar la colaboración y las relaciones amistosas, establecer relaciones políticas, comerciales, económicas y otras, resolver asuntos comerciales específicos. Pero también el conocimiento de la lengua contribuye al mejor conocimiento de la historia de los países y de la riqueza de las culturas de sus naciones y nacionalidades. " Diferentes niveles de relaciones unen a los paises y los estados. Muchos creen que la base del todo es el dinero y la economía. Pero les aseguro, que no es sólo eso. Las relaciones históricas, culturales y sociales no son menos importantes. Confío en que este evento será el siguiente paso en el desarrollo de las relaciones entre Rusia y España, y el interés mutuo, probado en el tiempo, será una buena motivación para los españoles para aprender la lengua rusa y para fortalecer sus posiciones", explicó Sergey Bondarenko y deseó al público aprovechar el tiempo.

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

En su discurso de bienvenida, el jefe del Departamento de la Cooperación Internacional de la SPbPU, Vladímir Jizhnyak, notó que aquella vez la Universidad Politécnica realizaba los eventos en varios lugares en España y agradeció a la dirección de la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid por la oportunidad de reunir a todos allí. "Les agradecemos su interés en Rusia y su participación en nuestro evento", se dirigió a los invitados. - Nosotros, los rusos, le tenemos un cariño especial a su país y nos gusta la cultura española. Y nos gustaría ver las relaciones amistosas entre nuestros países. Nuestro evento está dirigido a esto. Entendemos que lo que podemos hacer tal vez no es mucho, pero de todas maneras nos esforzamos por fortalecer la comprensión mutua entre nuestros pueblos ".

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

Los estudiantes de la Universidad Autónoma de Madrid y de la Universidad Carlos III de Madrid, con quienes la SPbPU firmó acuerdos de cooperación, vinieron a estudiar con los profesores rusos y practicar el idioma. Sin embargo, el objetivo de este evento fue interesar al público español en general en estudiar el idioma ruso, el patrimonio cultural y las tradiciones de nuestro país, por lo tanto, entre los invitados en la representación de Rossotrúdnichestvo estaban no sólo los jóvenes. Primero, vinieron aquellos que alguna vez habían estudiado en las universidades soviéticas. Segundo, vinieron los que en diferentes momentos habían estado en Rusia y decidieron a aprender el ruso, simplemente porque estaban interesados en nuestro país. Y la comunicación con los nativos, especialmente con los profesores de la lengua rusa, permite entender mejor las tradiciones y costumbres nacionales, rasgos de carácter y mentalidad de los rusos. En tercer lugar, vinieron los hijos y los nietos de emigrantes. Ellos entienden el idioma, pero les cuesta hablar. Sin embargo, no quieren perder el contacto con la tierra natal de sus antepasados y están haciendo todo lo posible para preservar la cultura nacional, cuya parte integrante es, por supuesto, la lengua.

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid
La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

"Realmente saben mucho sobre nuestro país, - dice la directora del Centro del ruso como lengua extranjera de la SPbPU, Irina Baránova.- Cuando les mostramos las diapositivas, ni siquiera teníamos tiempo para pronunciar las preguntas, porque las leyeron muy rápido e inmediatamente levantaron sus manos para responder rapidamente antes de otros. Reaccionaron y participaron en el concurso "¿Qué sabes sobre Rusia?" con viveza, disfrutando de sus respuestas correctas y de souvenirs pequeños". Por ejemplo, el músico Javier Sason, a quien presentaron un disco de música clásica rusa el primer día, lo escuchó en su casa y al día siguiente vino a decir que era una excelente selección de música.

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

Además del concurso, durante estos días los participantes hicieron un cursillo exprés del idioma ruso y una prueba de nivel de dominio del idioma, se familiarizaron con las obras de nuestra literatura y arte, los eventos más importantes de la historia de Rusia, la cultura y la vida socio-política, aprendieron sobre los logros de nuestro país, lo que, por supuesto, contribuyó al aumento del interés en el idioma ruso y la consolidación del conocimiento entre quienes lo habían estudiado antes. "Había personas con diferentes niveles de ruso, muchos no sabían nada, - continua Irina Baránova. - Me sorprendió lo rápido que aprendieron a leer y hablar - en solo dos clases. Al principio, estaban un poco tímidos, pero luego comenzaron a hablar y aprendieron el material rápidamente. La primera vez hicieron diálogos con el apoyo, por supuesto, en la serie de videos transliterados, pero al final de la segunda clase, todos ya podían contar un poco sobre ellos mismos en ruso. Creedme, no había pragmatismo en sus acciones, vinieron a nuestras clases no por "diploma", aunque, por supuesto, todos estuvieron muy contentos cuando les entregamos los certificados de participación".

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

El punto culminante de la reunión, con la reacción más tibia del público, fue la clase taller de la ensalada Olivier (ensalada rusa típica), la interpretación conjunta de la canción "Le deseamos la felicidad" y, por supuesto, la amada y reconocible por todos los extranjeros "Kalinka-Malinka". Probablemente muchos esperaban ver en esta sala un samovar ruso y baranki (rosquillas rusas), ¡pero ver la profesora bailando no esperaba nadie! "Quién es Pushkin, Gagarin y Yevgueni Pliúshchenko, qué sucedió en Stalingrado y qué es el lago de los cisnes – todo eso lo han oído y saben, - añade la profesora de la Escuela superior de programas educativos internacionales de la SPbPU, María Dotsenko. - Vimos con ellos la película "Oficiales". Por supuesto, reconocieron el episodio en el que la acción tiene lugar en España. Cuando les pregunté sobre qué era esta película, me respondieron que era sobre la patria, la familia, la guerra. Creo que esta película les ayudó a comprender mejor las orientaciones espirituales del pueblo ruso. En general, me sorprendió gratamente su sincero interés en nuestra cultura y aquella pasión con la que hicieron todo lo que les ofrecimos".

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

En tan solo tres días, unas 60 personas participaron en los eventos culturales y educativos de la Universidad Politécnica. Después de las clases, y especialmente en el último día, se quedaron un rato para hablar con los profesores, aprender algo más, agradecieron por las historias sobre la cultura rusa e incluso hicieron regalos. "Este proyecto, que llevamos a cabo junto con la oficina de Rossotrudnichestvo, resultó ser muy interesante", está segura Irina Gladkih, la profesora de la Escuela Superior de programas educativos internacionales de la SPbPU. - Los españoles lo notaron y realmente quieren que continúe. Por ejemplo, tuve clase con Paola, ella vivió en Bélgica durante varios años, y ahora vive en las afueras de Madrid. Ella es lingüista y profesora, sabe francés y flamenco, y el ruso lo ha empezado a estudiar recientemente, después de haber pasado una semana en San Petersburgo el año pasado. Ella dijo que era útil practicar el lenguaje oral, por eso vino. Me preguntó por qué no vinimos el año pasado y si vendríamos el próximo año".

La SPbPU celebró el festival  en la oficina de Rossotrudnichestvo en Madrid

Igualmente cargado fue el programa en el punto más al sur de España, la Universidad de Cádiz. Nuestros profesores llevaron a cabo una serie de eventos culturales y educativos aquí, y también discutieron los planes de la cooperación futura con la dirección de la universidad. Seguid las noticias.

El material fue preparado por el Centro de medios de la SPbPU. Texto: Inna Platova.